Protected by Copyscape Web Copyright Protection Software

 

Bendiciones Mañaneras

 

La siguiente frase se dice apenas la persona despierta, aunque aun no se haya lavado las manos

Modé (la mujer debe decir Modá) aní lefaneja mélej  jay vekayam shejehezarta bi nishmatí bejemiá, rabá emunateja.

Te agradezco, Rey viviente y Eterno, porque me has devuelto el alma con misericordia, inmensa es Tu fidelidad

 

NETILAT YADAYIM - LAVADO DE LAS MANOS

(En una jarra o cualquier otro recipiente para el caso, se llena de agua y se toma con la mano derecha se derrama una parte de agua sobre la mano izquierda, luego se la toma con la mano izquierda y se derrama agua sobre la mano derecha. Se hace esto dos veces consecutivas. Terminado esto, se frotan las manos y se alzan a la altura de la cara mientras se pronuncia la siguiente bendición:)

Baruj atá Adonay Elohenu mélej ha'olam, asher kideshanu bemitzvotav vetsivanu 'al netilat yadáyim

Bendito eres Tú, Eterno, Dios Nuestro, Soberano del universo, que nos ha santificado con Sus mandamientos y nos ha ordenado con respecto al lavado de las manos.

BENDICION SOBRE EL CUERPO

Baruj atá Adonay Elohenu mélej ha'olam, asher yatsar et haadam bejojmá ubará bo nekabim nekabim, jalulim jalulim. Galuy veyadúa'lifné jisé jebodeja, sheim yisatem ejad mehem, o im yipateaj ejad mehem, e efshar lejitkayem afilú sha'á ejat. Baruj atá Adonay, rofé jol basar umaflí la'asot.

Bendito eres Tú, Eterno, Dios nuestro, Soberano del universo, que ha creado al ser humano con sabiduría y ha formado en su cuerpo orificios y cavidades. Revelado y sabido es delante de Tu trono de gloria, que si uno solo de ellos se obstruye o se abriese, no sería posible existir ni una sola hora. Bendito eres Tu, que cura a todas las criaturas y actúa maravillosamente.

BENDICION POR LAS FUNCIONES DEL CUERPO

Elohay neshamá shenatata bi tehorá. Atá beratah, yetsartah, atá nefajtah bi, veatá meshamerah, bekirbí, veatá 'atid litelah mimeni uljahzirah bi le'atid labó kol zemán shehaneshamá bekirbí, modé (mujer dice: Modá) aní lefaneja, Adonay Elohay vElohé abotay, ribón kol hama'asim adón kol haneshamot. Baruj ata Adonay, hamajazir neshamot lifgarim metim.

Dios mio: el alma que Tu me has dado es pura. Tú la has creado, Tú la has formado; Tú la has insuflado en mí y Tú la preservas en mi interior. Y Tú la tomarás de mi algún día y me la devolverás en el tiempo por venir. Mientras mi alma subsista dentro de mí, yo te agradezco, oh Eterno, mi Dios y Dios de mis padres, Señor de todas las obras. Amo de todas las almas, que devuelve las almas a los muertos.

BENDICION POR LA INTELIGENCIA

Baruj atá Adonay Elohenu mélej ha'olam, hanotén lasejví biná lehabjín ben yom ubén layla.

Bendito eres Tu, Eterno, Dios nuestro, Soberano del universo, que otorga inteligencia al corazón para distinguir entre el día y la noche.

 

 

     

 


 

 
   
       
       
       
       
   
 

 

Correos: eliyahubayonah@gmail.com

Copy Rights © Shalom Haverim Org - Monsey 10952, New York