Protected by Copyscape Web Copyright Protection Software

 

TISHA BE AV - 9 DE AV

 

Por favor, Todopoderoso, apiádate de nosotros

Nuevamente estamos en ben hametsarim. Otra vez llegan estos días y vuelve en nosotros el duro sentir de la diáspora. La vida cotidiana y corriente toma otro matiz, al recordar que en pocos días, de no mediar ningún cambio, lloraremos por la destrucción del Gran Templo. Se cumple un año más de vida en la diáspora. Un destierro en el cual vamos dejando nuestros días y años más fructíferos. Una diáspora difícil de sobrellevar por los acontecimientos que día tras día golpean la realidad judía en todo el mundo. Una diáspora que dio lugar al mayor exterminio de Iehudim y no nos referimos al Holocausto, sino a la implacable e incontenible asimilación. La imposibilidad de contar con una vida plena dentro del judaísmo. No tener el Bet Hamikdash, Gran Templo, Jerusalén y la Torá como epicentro de nuestras vidas, son las causantes de tamaño mal.
No menos de dos tercios de los Iehudim del mundo no tienen ni la más mínima identificación con el judaísmo y la Torá. La mayoría del tercio restante poco es lo que sabe y observa de los 613 preceptos de nuestra Torá.
Dichosa aquella minoría que asiste por las mañanas y por las tardes todos los días del año a los Bet Hakeneset (Templos). Bienaventurados los que dedican al menos alguna hora semanal para conocer lo que dice nuestra Torá. Más aún, los que varias horas a la semana buscan saciar su sed en los diferentes cursos de Torá para hombres y mujeres, que se dictan en todo el mundo.
Pero precisamente esa minoría que tan presente tiene el concepto de diáspora y redención verdadera, debe preguntarse: ¿hasta cuándo? ¿Acaso no ha llegado el momento?

Está escrito en un libro sobre los iehudim de Yemen que en cierto año, en un Shabat como este, en el cual se anuncia el comienzo del mes de Ab, decretaron una reunión en la ciudad de Tzinha.
Un orador tras otro movilizó y despertó hasta los sentimientos y fibras más íntimos de los corazones presentes. Al final, el último orador se dirigió a los niños presentes, que se encontraban sentados sobre el piso en el centro del Bet Hakeneset y les dijo: "Niños puros y santos: ¿por qué callan? Clamen y pidan al Todopoderoso". De inmediato los maestros y alumnos clamaron al unísono: "¡Todopoderoso, por favor, apiádate de nosotros!" Las paredes se estremecieron del llanto y del clamor de los niños.
Iehudí, si no podés gritar, al menos digámoslo: "¡Por favor, Dios, observa nuestro sufrimiento y envíanos Tu salvación

AYUNO DE TISHA BE AV: comienza el SABADO 13  de AGOSTO al caer el sol hasta aparecer las estrellas de la tarde del 14 de AGOSTO/2016.

 


17 de Tamuz (comienzo de las tres semanas)

El 17 de Tamuz marca el comienzo de las tres semanas denominadas por nuestros Sabios "Ben haMetzarim" (entre las penurias) que culminan el 9 de Ab, dia de Duelo Nacional y que estan estrechamente relacionadas con la destruccion de nuestros dos Sagrados Templos.

Un 17 de Tamuz se produjo la primera brecha en el muro que rodeaba la Ciudad Santa de Jerusalem, liberando su acceso para los invasores, los cuales, en fecha posterior, saquearon y quemaron el Gran Templo, arrojando a nuestro Pueblo al exilio. Otros tristes acontecimientos tuvieron lugar tambien en este dia, a saber:
a) Moises arrojo las primeras Tablas de la Ley al bajar del Monte Sinai, cuando observo a una parte del pueblo influenciado por el Ereb Rab (no israelitas que se habian unido a ellos en la salida de Egipto) adorando el Becerro de Oro.
b) Se dejo de ofrendar en el Primer Templo el Korban Tamid (nombre de una de las ofrendas).
c) El General romano Apostomus quemo los rollos de la Ley judia y coloco un idolo en el Santuario del Templo.

Estas tres semanas constituyen un periodo de semiduelo en que no se celebran bodas ni otros eventos alegres, excepto aquellos acontecimientos que no pueden ser postergados, como un Brit Mila. Se disminuye en alegria sobre todo en los ultimos dias (desde el 1 al 9 de Ab para algunos o desde el shabat antes del 9 de Ab para otros), en que se acostumbra a no cortarse el pelo, no comer carne y otras practicas caracteristicas de los dias de duelo.

El 17 de Tamuz, que cae este año el dia Domingo 24 de JULIO 2016, es un dia de ayuno desde antes del amanecer hasta la salida de las primeras estrellas en la noche.


9 DE AB
Cinco tristes acontecimientos
tuvieron lugar el nueve de Ab.

 

1. Cuando el pueblo judío estaba en el desierto camino a Eretz Israel, Moshé envió espías para que le informaran acerca de la tierra. Ese día regresaron con un informe terrible sobre la tierra, y el pueblo les creyó ! Lloraron con amargura y dijeron que lamentaban haber salido de Egipto ! Ese día HaShem decretó que tanto el Primero como el Segundo Bet Hamikdash (Templo) serían destruidos el 9 de Ab.  

2. Todos los hombres que habían alcanzado los 60 años en el desierto, murieron el nueve de Ab. Cada año, en esta noche, alrededor de 15.000 hombres fallecieron mientras dormían.

3. Los Romanos tomaron la gran ciudad Judía de Betar

4. El malvado gobernador romano Turnus Rufus aró sobre el área del Bet Hamikdash. El Emperador Romano Vespasiano y su hijo, Tito, intentaron conquistar el Templo y convertirlo en un templo de idolatría. Sin embargo en medio de una pelea cuerpo a cuerpo, una antorcha encendida cayó en los grandes depósitos de madera que se usaban para el fuego del Mizbeaj (altar). De repente todo el Templo estuvo envuelto en llamas y se destruyó por completo. Solamente el Kotel Hamaarabi, el muro occidental del patio quedó en pie. Será el muro del tercer y más grande Bet Hamikdash, ojalá que se construya rápidamente en nuestros días.

5. Los Romanos derribaron la última defensa del Segundo Templo. Vencieron al desesperado y valiente pueblo judío y destruyeron el Bet Hamikdash. (Tomado de Judaicasite)

OTROS EVENTOS DE TISHA BE AV

Tragedias nacionales que se abatieron sobre el pueblo judío en esta fecha: la destrucción del primero y del segundo Bet HaMikdash, el Sagrado Templo de Jerusalem, punto vital de la existencia de Israel, morada de la Sagrada presencia entre Su pueblo;

La destrucción de la ciudad de Betar, ultimo reducto de fortaleza ante la cruel opresión romana;

La expulsión de los judíos de España;

El comienzo de la Primera Guerra Mundial, que marcó el escenario para el terrible holocausto veinticinco años después etc.

La "coincidencia" de estos eventos en el día de Tishá BeAb nos enseñan que sólo la mano de Hashem podría guiar estos acontecimientos nacionales.

 

     

 


 

 
   
       
       
       
       
   
 

 

Correos: eliyahubayonah@gmail.com

Copy Rights © Shalom Haverim Org - Monsey 10952, New York